¿Cómo la inflación 2

Algunas nociones de inflación, moneda y finanzas ... (2/3)

Lea la parte 1

Palabras clave: dinero, el costo, Friedman, Keynes, Chicago boys, banco central, las tasas de interés del BCE monetarias

1er punto: ¿Lucha contra la inflación? Si pero cual?

¿Alguna vez se ha preguntado cómo interpretaron y midieron la "inflación" el Banco Central o nuestros gobiernos?

Si la inflación se define normalmente como un aumento duradero en el nivel general de todos los precios (es decir, los precios de todo lo que se negocia, compra y vende, en una economía), en el De hecho, las cifras de inflación informadas repetidamente en los medios de comunicación corresponden en realidad al "aumento de los precios al consumidor". Así es como no se tienen en cuenta todos los precios de todos los productos intercambiados. Los precios de lo que se llama acertadamente "inversión" se excluyen cuidadosamente de los cálculos.

Piénselo bien: un bien de consumo, por definición, pierde su valor con el tiempo (probablemente lo obtendrá más barato en un año que cuando lo compró), mientras que una inversión es por definición (o por convención?) se supone que corresponde a la inversa. ¿Pero por qué es eso? Contestaré con una broma: porque para que algunos sean ricos, es esencial que otros sean menos ricos, incluso más pobres (recuerde: por definición, la riqueza es relativa).

¡Los que invierten serán (en un sistema que ya no sacrifica a los rentistas) más ricos que los que solo consumen! Lo que tenía que ser demostrado.

¿No entiendes por qué los precios de las propiedades están subiendo y que la inflación oficial no supera el famoso 2%? No busque más: ¡el precio de compra de la vivienda (nuevo o viejo) no se tiene en cuenta en la inflación! Normal, responden los economistas, consideramos que es inversión! Sin embargo, el 55% de los franceses son "propietarios" de su alojamiento (de hecho, ¡a menudo son inquilinos de su banquero que les prestó el dinero!). De repente, y en silencio, la participación "Vivienda, agua, gas, electricidad" se reduce a la parte congruente en el cálculo de esta pseudoinflación.

Lea también: Comercio de divisas: ¿cómo controlar el efecto de apalancamiento?

¿Quieres saber qué tan alto se tiene en cuenta? La respuesta está en el sitio web de INSEE, Haga clic aquí

Sí, si pasó a gastar en su alojamiento, agua, gas y electricidad, todo eso combinado, más del 13,4% de su gasto total, entonces ... debe comenzar a escuchar con un oído crítico cifras de inflación dadas a las 20 en punto. Y, sobre todo, ¡no saque conclusiones demasiado definitivas sobre el alcance de su último aumento!

En la edición 2879 de julio de 2005 de la muy seria revisión Problèmes économiques, un artículo publicado originalmente en The Economist se titulaba "La medición de la inflación sigue siendo controvertida". ¡Polémico es una palabra débil! Supimos que un economista del banco HSBC había realizado un estudio en los Estados Unidos, asignando a los bienes raíces una ponderación del 30% del índice global de precios al consumidor (en comparación con nuestro exiguo 13,4). , 5,5%). Como resultado, la inflación aumentó a más del XNUMX% anual, más del ... doble del nivel oficial de inflación para las multitudes. ¡Una diferencia muy leve! Por supuesto, dejo imaginar cuál sería la cifra de inflación si también incluyéramos el precio de todos los activos financieros, en particular el de las acciones y productos de la esfera financiera ...

Porque esta interpretación restrictiva de la inflación (con un capital I), que excluye todo lo que es inversión (o se supone que es tal), no está exenta de consecuencias. Excluir los precios inmobiliarios, pero también todos los precios de los activos financieros (acciones, diversas inversiones, productos financieros, y ...) en un período en el que la esfera financiera se ha vuelto dominante no es una paja: es un rayo ! Y obviamente una viga que lleva el capitalismo financiero actual ... En otras palabras: ¡es (casi) cualquier cosa!

Lo que también se recuerda en el artículo en Problemas económicos citado anteriormente:

“La idea de que los bancos centrales deberían seguir la evolución de los precios de los activos no data de hoy. En un libro titulado "El poder adquisitivo del dinero", el economista estadounidense Irving Fischer argumentó en 1911 que los responsables de la política monetaria deberían adoptar un índice de precios basado en una gran canasta de bienes y servicios que incluiría también valores financieros y bienes inmuebles ".

Por lo tanto, 95 años después de 1911, la pregunta se plantea tímidamente, sobre todo, especialmente para no abordarla, debido a tal suposición, el capitalismo moderno todavía no la quiere, más de lo que casi hay siglo. La llamada lucha contra la inflación sesgada por la medida actual (deliberada) es una verdadera estafa que no se atreve a decir su nombre.

Como el artículo luego especifica, la idea de establecer dicho índice de precios presupondría implícitamente por parte de un Banco Central (realmente independiente, incluidos los mercados financieros y los círculos de "inversores") que el aumento de los precios de estos activos, al crear inflación, podría ser "perjudicial". Sin embargo, esta inflación no parece molestar demasiado, incluso a aquellos que afirman ser independientes de los mercados financieros. ¿Pero son realmente, cultural y personalmente? La supuesta independencia de las firmas de auditoría financiera, como Arthur Andersen, no resistió por mucho tiempo el amiguismo y los intereses cruzados, entre otros en el asunto ENRON ...

Sí, pero no ... Porque hay inflación e inflación, mi querido señor. Ya sea que los bienes raíces suban al cielo o Jean-Pierre Gaillard se ahoga de alegría porque el CAC 40 subió un 25% en 2005, ¡esto no es inflación! Bueno, no está mal, no ese, está bien, mi buen señor. El que no sacrifica a los pensionados qué, y por una buena razón: ¡este crea renta!

Lo malo es lo que ven las clases bajas, lo que les hace gruñir y exigir aumentos salariales para mantener su poder adquisitivo. Este es malo, te decimos. No insistas, es así, y al final es comprensible ...

Lea también: Trabajo, felicidad y motivación: la psicología del dinero.

Segundo punto: control de la oferta monetaria: no ponga demasiado dinero en la economía, porque en todo momento y en todos los lugares, la inflación es de origen monetario.

Hay decididamente cosas muy extrañas en campos tan rigurosos y supuestos tan científicos como las políticas económicas y monetarias. Tomemos el ejemplo del BCE. Lanzado oficialmente en 1998, se fijó el objetivo (además de controlar la inflación por debajo del 2%, bajo las condiciones de medición que conocemos) de una evolución programada y fija de la oferta monetaria, es decir -para decir la cantidad de dinero en circulación en la zona euro, de acuerdo con los preceptos de Milton Friedman: aumentar la oferta monetaria en un valor constante y predecible, igual a la inflación objetivo agregada al crecimiento objetivo. Así se definió el objetivo de aumentar esta oferta monetaria (llamada M3) en alrededor de 4,5% por año (2% de inflación + 2% de crecimiento + 0,5% de plazo correctivo).

En 2005, me llevó a echar un vistazo (por supuesto, hay que querer, porque todo esto no es muy publicitado ni muy comprensible al principio, es cierto) sobre los datos en la materia. Y adivina lo que descubrimos: en 2005, la oferta de dinero ha crecido en Europa casi 8%.

Caso aislado, ¿dirás? No Porque desde su lanzamiento, nunca un año, quiero decir nunca un año, ¡el BCE no ha alcanzado su objetivo del 4,5%! Siempre arriba, y no solo un poco.

Resultado: en comparación con la progresión teórica prevista en 1998, es aproximadamente el 20% de los euros "en exceso" que se crearon y pusieron en circulación, es decir, casi 1000 mil millones de euros de una oferta monetaria total de aproximadamente 6000 mil millones.

Lea la parte 3

Saber más

- El sitio web del autor
- ¿Qué es el índice de precios al consumidor?
- El sitio web del Banco Central Europeo

Dejar un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados con *